La empresa de generación eléctrica YPF Luz informó hoy que todos los procedimientos técnicos de sus operaciones «funcionaron conforme a los protocoles establecidos» el domingo 16 en que se produjo el apagón masivo que dejó sin servicio a todos los usuarios del sistema nacional.

Así quedó establecido mediante una notificación que la empresa de generación recibió de la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (CAMMESA), informó YPF Luz.

La aclaración se da a conocer luego del informe preliminar presentado la semana pasada por el Secretario de Energía, Gustavo Lopetegui, sobre la determinación de responsabilidades del apagón, en el que se incluyó a la Central de Generación Térmica El Bracho, que opera YPF Luz en Tucumán, como una de las centrales generadoras responsables del evento.

«Hemos recibido notificación por parte de CAMMESA confirmando que todos los procedimientos técnicos de nuestras operaciones funcionaron el día del evento conforme a los protocolos establecidos por la entidad regulatoria» se explicó desde la compañía.

De esta manera, la empresa considera que queda aclarado que el complejo de generación integrado por las centrales térmicas Tucumán, San Miguel de Tucumán y El Bracho «cumplió correctamente con el procedimiento técnico N°9 exigido por CAMMESA».

El domingo 16, las centrales térmicas Tucumán y San Miguel de Tucumán estaban en operación aportando energía al Sistema Argentino de Interconexión (SADI) previo a la contingencia y, «al suceder la misma, cumplimentaron con el alcance del procedimiento técnico mencionado».

YPF Luz es el quinto generador de energía eléctrica en el país en capacidad instalada, y actualmente tiene una capacidad de 1819 Mw instalados que provee al mercado mayorista e industrial, y está construyendo otros 634 Mw. 

Lopetegui, al informar sobre el apagón en la Comisión de Energía del Senado, aseguró que la transportadora de energía eléctrica Transener fue «un claro responsable primario» del apagón y declaró que hubo luego un «cúmulo» de fallas de los generadores y las distribuidoras que terminaron en el «colapso» del sistema.

Tras ese informe se confirmó que todos los usuarios del servicio eléctrico de la Argentina serán compensados por el apagón, para lo cual el Ente Nacional de Regulación de Electricidad (ENRE) definirá entre 45 y 60 días los montos y la forma en que se abonarán.

Esas compensaciones serán financiadas con los montos de las multas que serán aplicadas a los responsables del apagón, luego de la determinación del ENRE a partir de los informes técnicos sobre lo ocurrido en la mañana del Día del Padre.