El Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas) convocó a una audiencia pública para la fijación transitoria de tarifas de transporte y distribución que permitirá la llegada de gas natural por redes a Chaco y localidades de Santa Fe, a través del Gasoducto del Noreste. 

La audiencia se desarrollará el 11 de septiembre en el Auditorio de la Casa de las Culturas, en Resistencia, Chaco.

La convocatoria tiene por objetivo la determinación de tarifas transitorias para el servicio de transporte a través del Gasoducto del Noreste Argentino (GNEA) para Integración Energética Argentina (Ieasa) y de distribución para Gas Nea a aplicar en Chaco; y la asignación transitoria de capacidad de transporte para Litoral Gas y Gas Nea.

Así se inicia la efectiva operatividad del Gasoducto del Noreste Argentino (GNEA), que en esta primera etapa abastecerá las ciudades de Resistencia; Presidencia Roque Saenz Peña y Puerto Tirol del Chaco, que permitirá el acceso al gas de 43.000 nuevos usuarios. 

Los tramos del GNEA que abarcan a Santa Fe y Chaco ya estaban habilitados desde diciembre de 2018, dos meses después de concretadas las pruebas técnicas del gasoducto, pero aún no pudo ser puesto en marcha.

La obra original prevé la llegada del gasoducto troncal a las provincias de Formosa, Corrientes y Misiones, pero el costo de la culminación de las obras requeridas postergó las mismas.

El tramo que se encuentra listo para su operación -y que ya cuenta con gas a presión en su interior- incluye la asignación de transporte de gas natural para nueve localidades del Norte de Santa Fe (Laguna Paiva, Nelson, Llambi Campell, San Justo, María Luisa, La Pelada, Elisa, San Cristóbal y Ceres).

También abarca otras 14 localidades comprendidas en el Plan de Inversiones Obligatorias de Litoral Gas, con una demanda potencial de 30.164 nuevos usuarios, por lo que en ambas zonas se beneficiará a 256.000 mil habitantes.

El Enargas explicó que en el contexto de producción alcanzado en los yacimientos de Vaca Muerta, la puesta en funcionamiento del Gasoducto GNEA permitirá reparar una deuda histórica de más de medio siglo con zonas del noreste postergadas por falta de acceso a las redes de gas natural. 

La llegada del gas natural por redes posibilitará el desarrollo de la industria, el turismo, el comercio y otro sinfín de actividades en dichas regiones, cuyo propósito final es lograr una mejor calidad de vida para todos sus habitantes.

Gas Nea ya había solicitado a Transportadora de Gas del Norte (TGN) y a Ieasa la contratación de capacidad de transporte firme para el abastecimiento de su futura demanda prioritaria, la cual estimaba en 10.000 m3/día.

Esta semana Ieasa informó que se había designado a TGN como contratista para la operación y mantenimiento de las instalaciones del GNEA, en Santa Fe y Chaco, con lo que se cumplieron las condiciones para la habilitación de las instalaciones del GNEA para la prestación de servicio.